El viajero

Mi foto
Ciudadano del mundo (World Citizen), Spain
Como todos los grandes viajeros; He visto más cosas de las que recuerdo y recuerdo más cosas de las que he visto.

martes, 9 de octubre de 2012

ESTAMBUL Y CAPADOCIA - EXPERIENCIAS VIAJERAS PARA NIÑOS

EN BUSCA DE HADAS DESDE UN GLOBO POR CAPADOCIA (TURQUIA)


Cuenta la leyenda que en Capadocia, en el centro de la Anatolia turca, convivían los humanos y las hadas en armonía. El amor prohibido entre un hombre y una hada provocó que todas se convirtieran en palomas y encontraran su morada en Peribacalar vadisi (valle de las chimeneas de las hadas). 
Yo te propongo montar con toda tu familia en un gigantesco globo aerostático y salir en busca de hadas por el cielo turco con los primeros rayos de sol. 
La experiencia nos incluye un desayuno fuerte al aire libre y el certificado del vuelo conmemorativo de haber volado en globo. 
Subiréis hasta los 305 metros de altura para descubrir un paisaje lunar lleno de cavernas naturales y artificiales, que forman el Museo al aire libre de Goreme. 
Aún se conservan muchísimas casas trogloditas, naturalmente vacías, pero os advierto: vuestra imaginación se desbordará de tal manera en cada rincón de la Capadocia que las hadas podrán aparecer en cualquier momento. 
Y como a las hadas les gustan mucho los niños, invitan a volar en el globo a los que tengan menos de seis años. Las hadas son así.


Esta aventura yo os recomiendo que la realicéis combinándola con un viaje de 8 días de duración, visitando la antigua capital del Imperio Bizantino: Constantinopla hoy conocida como Estambul y que ha sido cuna de múltiples civilizaciones. 

Por su situación geográfica, es considerada la puerta natural entre Europa y Asia. 
Tienes que sorprender a tus padres y llevarlos a conocer y disfrutar de Santa Sofía, la Mezquita azul, la Mezquita de Suleiman, el Gran Bazar, el Bazar egipcio también llamado de las especias y cómo no el maravilloso Palacio Topkapi, que posee la mejor colección de diamantes antiguos del mundo. 
Ah! y no te olvides de llevarlos a dar un paseo en barco por el estrecho de Bósforo a la puesta del sol. Las fotos que puedes hacer desde allí, son también de “cuento de hadas”.

lunes, 8 de octubre de 2012

VENECIA: II - LA VENECIA DE LOS AUTENTICOS VENECIANOS


LA VENECIA DE CORTO MALTÉS Y HUGO PRATT

Con este segundo articulo sobre Venecia quiero que descubráis una forma diferente de conocer la ciudad.
Conocer la Venecia oculta, la que no ve el turista clásico, la que no está en las rutas tradicionales, la que no visita los monumentos importantes, etc... es la Venecia de los auténticos venecianos.


Hará unos cinco o seis años que descubrí este libro y sobre todo a este curioso personaje llamado Corto Maltés. Para mi fue un gran descubrimiento, otros probablemente nunca hayáis oído hablar de él. Corto Maltés nació de la mano del genial, del veneciano Hugo Pratt.  
Pratt nació cerca de Rimini en 1927, aunque pasó su infancia en Venecia, por lo que se considera veneciano de pro y un profundo admirador de ella pues aparece en múltiples ocasiones en sus cómics. En 1945 empieza su carrera como dibujante en la revista Albo Uragano y es en 1967 cuando aparece por primera vez una aventura del que es su creación estrella, Corto Maltés. Hasta los años 90 fueron apareciendo numerosas aventuras de este famoso marino maltés-veneciano que ha dado la vuelta al mundo. Sus obras se han convertido en objetos de culto, y hasta Humberto Eco se ha encargado de escribir algunos de sus prólogos.
Según Pratt, Corto Maltés nació el 10 de julio en 1887 en La Valeta (Malta), hijo de un marino británico y de una gitana sevillana, curiosa mezcla. Corto Maltés es un tipo muy interesante, parece serio, cínico…, y lleva muchas experiencias a su espalda. A lo largo de sus aventuras, Corto recorre el mundo entero y en una de ellas "Fábula en Venecia" recala en la ciudad de la laguna para vivir una de sus aventuras más interesantes.
Guido Fuga y Lele Vianello, basándose en esta aventura veneciana se encargaron en elaborar un guía de viajes muy diferente que recorre todos lugares recónditos y escondidos que visita Corto Maltés en su Fábula en Venecia. Lugares que pasan desapercibidos a los ojos de los turistas, y que no vienen en ninguna guía convencional, por eso lleva por título "La Venecia secreta de Corto Maltés". Itinerarios fantásticos y ocultos de Corto Maltés en Venecia".  


La guía consta de siete itinerarios que fuera del circuito turístico recorrieron Hugo Pratt y Corto Maltés durante treinta años, y donde encontraremos detalles curiosos, anécdotas, fábulas, leyendas y sobre todo una buena gastronomía… Siete itinerarios, llamados Puertas tras los que se encuentra la Venecia más escondida de los cómics de Corto Maltés: Puerta de la aventura, Puerta del mar, Puerta de Oriente, Puerta del oro, Puerta del amor, Puerta del color y Puerta del viaje. Al principio de cada itinerario encontraremos el tramo del plano de Venecia correspondiente a la puerta en cuestión, y en el plano está claramente marcado el recorrido, callejones, calles, canal a canal, puente a puente… en cada itinerario, los autores nos guían claramente "…aqui torceremos a la derecha para llegar al Campiello del Pestrin, donde se encuentran dos trattorie o casas de comidas. Una de ellas, Trattoria Cea, tiene justo enfrente, bajo las verdes enramadas, uno de los brocales de pozo más hermosos de toda la ciudad (Siglo XVIII) , o nos cuentan la historia del Café Quadri, o nos descubren un pequeño restaurante donde sirven la mejor sepia con polenta de la ciudad. Cada esquina esconde algo maravilloso, y o eres veneciano o no podrías descubrir por ti solo los secretos que esconde Venecia, y así, siguiendo fielmente los pasos de Corto Maltés descubrimos la ciudad más escondida y recóndita.

En toda la guía no hay ninguna fotografía, solo dibujos, algunos extraídos de los cómics de Corto Maltés, dibujos salidos de la manos de Pratt…, y luego están los planos que es como estar delante de lo que estás leyendo, pues son totalmente fieles a la realidad.

Al final del libro encontraras una serie de informaciones curiosas, como un pequeño diccionario de toponímicos, un pequeño diccionario eno-gastronómico y un calendario con las fiestas locales. También hayaras información de gran utilidad, direcciones de restaurantes, fondas, pubs, enotecas, con el correspondiente número de teléfono. Y como no, nos proporcionan las direcciones y horarios de todos los museos, clubes, asociaciones culturales, góndolas, taxis, cines, teatros, albergues, librerías y teléfonos de emergencia.
Después de haber leído este libro-guía sentirás la necesidad de ir a Venecia o si ya hubieses estado, seguro que querrás volver, pues tendrás la sensación de que la última vez que estuviste, te dejaste un montón de cosas por ver y así la próxima vez que vayas de la mano de está excepcional obra, Venecia por fin será tuya.

Y nunca le digas adiós a Venecia, dile solo ¡hasta pronto!

domingo, 22 de julio de 2012

VENECIA: I - 48 HORAS EN VENECIA


LA VENECIA IMPRESCINDIBLE PARA LOS QUE LA VISITAN POR PRIMERA VEZ

Quiero comenzar hoy una serie de artículos sobre esta maravillosa ciudad, la más fascinante de las que podemos admirar en nuestro querido planeta tierra. La ciudad de Venecia es el paraíso en el que aunque solo sea en sueños quisiera pasar los últimos años de mi efímero paso por este mundo, una vez finalizada mi etapa laboral y profesional.
Os propongo este primer itinerario para conocer Venecia en un fin de semana. Para visitarla en cualquier otro día de la semana, os recomiendo que echéis primero un vistazo a los horarios de los lugares que vayáis a visitar, ya que podrían variar.

Viernes(tarde): Seguro que llegaréis a Venecia en alguno de los medios de transporte más comunes, en tren, desde alguna ciudad cercana, o bien en avión, así que podréis tomar un autobús hasta la Piazzale Roma. Una vez allí, lo mejor es tomar un vaporetto (Línea 1) para tener un primer contacto con la ciudad disfrutando del recorrido por el Gran Canal mientras os dirigís hacia el hotel para dejar las maletas. Aunque el primer día no os quedará demasiado tiempo para visitar palacios o museos, tendréis tiempo más que suficiente para conocer algunos de los lugares más emblemáticos de la ciudad. El mejor punto para comenzar la visita es la Plaza de San Marcos, probablemente la más conocida en el mundo junto a la Plaza de San Pedro y la Plaza Roja de Moscú. Allí podréis admirar la Basílica de San Marcos y el Palacio Ducal, a los que podréis acceder el sábado. Después de visitar la Plaza de San Marcos seguid los carteles (o bien utilizad un mapa) hasta el Puente Rialto, el más encantador de la ciudad. Recorrer las estrechas callejuelas repletas de pequeños canales es uno de los mayores placeres que se puede disfrutar en Venecia. Estoy seguro que os encantará perderos por ellas.
Después del paseo, puede que ya vaya siendo hora de tomar un Spritz, el aperitivo preferido por los venecianos, antes de degustar una agradable cena veneciana.  

Sábado: El día lo podéis comenzar sobre las 9 de la mañana en la Plaza de San Marcos, donde podréis visitar el Palacio Ducal para deleitaros de sus agradables estancias, la escalofriante prisión y el entrañable puente de los suspiros. Después del Palacio Ducal, es indispensable la visita de la Basílica de San Marcos. Desde sus balcones se obtienen unas preciosas vistas de la plaza que lleva su nombre. Cuando salgáis de la Basílica es una muy buena idea subir al Campanile, el antiguo campanario que como símbolo de la ciudad, acapara las fotografías de todo el mundo. Desde su mirador disfrutareis de unas vistas únicas de Venecia. Después caminanr en dirección al distrito de San Polo y llegaréis hasta el Puente Rialto. Cruzándolo llegaréis hasta el Mercado del Rialto, un lugar muy animado y repleto de auténticos colores y sabores venecianos.
Callejeando hacia el sur, en dirección al distrito de Dorsoduro, llegaréis hasta el Campo Santa Margherita, una plaza que suele estar envuelta por el ambiente universitario de la zona. Allí se encuentran algunos de los lugares más recomendables para comer una buena pizza por un precio inmejorable. Seguir hacia el sur y llegaréis hasta la Galería de la Academia, una de las pinacotecas más grandes del mundo. después caminando un poco más hacia el sur, llegaréis hasta la impresionante Basílica de Santa María della Salute. Después de visitarla, tomad el vaporetto para desplazaros hasta el distrito de Cannaregio, situado al norte del Gran Canal. Bajar en la parada “Ferrovía”, dar un paseo por la zona y cruzar por el Puente delle Guglie para llegar hasta el Guetto judío, un lugar rodeado por una atmósfera melancólica y siempre diferente. Luego tomad la Fondamenta de la Misericordia, dejad de lado las prisas y caminad hacia el sur sin importar el destino, simplemente disfrutando de la enorme magia que envuelve la ciudad de Venecia, con sus casitas de cuento rodeadas por pequeños canales. Caminando y caminando, llegaréis de nuevo hasta la Plaza de San Marcos, donde podéis tomar algo en la terraza de alguno de los locales más conocidos como el Café Florian o el Café Cuadri para disfrutar de su ambiente acogedor sin perderos las preciosas vistas de la plaza. Después del café dirigiros de nuevo hacia el Gran Canal para tomar una góndola (son bastante caras pero por lo menos una vez en la vida vale la pena darse un capricho de este tipo)y disfrutar de un romántico paseo al atardecer. Después de una buena cena y un helado artesano disfrutad del placer de pasear por las callejuelas poco iluminadas antes de iros a descansar hasta el día siguiente.  

Domingo: Si tenéis interés por conocer algún museo de Venecia, podéis aprovechar este día con este fin. Personalmente yo os recomiendo realizar un recorrido por las islas más interesantes de la laguna: Burano, Murano y Torcello.
A primera hora de la mañana, tomad la línea LN de vaporetto en la parada Fondamenta Nuove o en San Zaccaria. El vaporetto os llevará hasta la Isla de Torcello donde podréis visitar la Basílica de Santa María dell’Assunta, fundada en el año 639, y subir a su campanario. Después de visitar la Isla de Torcello, tomad de nuevo el vaporetto LN para llegar hasta la cercana isla de Burano, la isla de las casitas de colores. Si queréis probar una especialidad culinaria italiana, aquí podréis deleitaros con los espaguetis a la vongole (con almejas), toda una delicia.  Antes de terminar el recorrido por las islas es necesario visitar la conocida Isla de Murano, famosa mundialmente por sus fábricas de cristal. La mejor forma de despedir la ciudad antes de recoger las maletas es acudir una vez más a la Plaza de San Marcos. Cuando llegue la triste hora de abandonar la ciudad tenéis varias opciones: Si vuestro vuelo sale desde el Aeropuerto de Treviso, podéis tomar un vaporetto hasta la Piazzale Roma, para tomar el autobús. Si vuestro vuelo sale desde el Aeropuerto de Marco Polo, podéis ir tanto en autobús, como utilizando un barco de la compañía Alilaguna.

Y nunca le digáis adiós a Venecia, decirle solo ¡hasta pronto!